SÍNTOMAS FRECUENTES DE LA HIPERTENSIÓN PULMONAR: LA DISNEA

Se la define como la sensación de falta de aire o dificultad para respirar. Hay quienes la describen como una sensación de respiración incómoda o de imposibilidad para recibir suficiente aire. Muchos aseguran que esta dificultad para respirar junto con el mareo leve durante la actividad es el primer síntoma. Se halla presente en al menos 60 % de los pacientes al momento del diagnóstico. Se percibe en situaciones de esfuerzo físico, durante o después de las comidas o, si ya está muy avanzada, con tan solo hablar.
Al ser progresivo se desarrolla en el curso de meses o años incidiendo drásticamente en la capacidad del paciente para llevar a cabo sus actividades cotidianas (subir escaleras, caminar distancias cortas, vestirse, reírse, dificultades en el proceso de digestión, etc.)
Es importante resaltar que si bien la disnea de esfuerzo es el síntoma cardinal de la HP sin embargo no es atributo único de esta patología.
A esto se suma que algunos pacientes no logran percibirla (los síntomas comienzan siendo sutiles e inespecíficos) por lo que a menudo el diagnóstico se retrasa entre 2 y 3 años. Esto puede ser una mezcla de baja percepción de la disnea por parte del paciente y de baja percepción de parte del médico para sospechar la enfermedad o para atribuir la queja a otra condición más común (asma, estrés, depresión).

Recommended Posts

Leave a Comment